Cartelera Turia

SUSCRIPCIÓN

ENTREVISTA CON MARÍA CABALLERO, PREMIO UN FUTURO DE CINE DE CINEMA JOVE

Javier Berganza: Primero de todo darte la enhorabuena por el premio Futur de Cine que te otorga Cinemajove en su 38º edición. ¿Cómo te sientes?

 María Caballero: Muy agradecida sobre todo. Me siento muy agradecido porque es algo que me da fuerzas y me empuja a seguir luchando. Me hace mucha ilusión, además, porque Cinemajove es un festival que siento muy cercano. Cuándo estudiaba en Valencia siempre acudía y, también, en los últimos años dos personas muy cercanas como Paula (Paula Usero) y Jorge (Jorge Silvestre) han recibido el mismo galardón. Para mi es una especie de cierre de ciclo, algo que abre un nuevo camino que, como te digo, cojo con mucha fuerza y muchas ganas.

 J.B.: La carrera de interpretación es compleja. De esas que requieren esfuerzos a edades tempranas. En cierto sentido, y salvando las distancias, como los y las deportistas de élite, que con 15 años tienen que estar sacrificando su adolescencia para intentar hacerse un hueco. En este mundillo es parecido, con 20 y pocos años tienes que decidir irte fuera para tratar de tener más oportunidades. Tú fuiste a Reino Unido dónde te seguiste formando. Ahora vives en Madrid. ¿Merece la pena el esfuerzo?

M.C.: Sí, es muy parecido a eso. Esta carrera requiere de una disciplina, de un sacrificio y de un esfuerzo de muchos años y muy sostenido en el tiempo. De tener muy entrenado que vas a recibir un “no” como respuesta casi permanentemente. Gestionar el rechazo, la aceptación, seguir creyendo en ti cuando todo parece difícil. En mi caso, en mi familia no hay referentes del mundillo del arte, no tengo un padre actor o una madre directora, y los inicios fueron difíciles porque no sabía ni qué era un representante.

 Tener que irte fuera siempre es difícil porque tienes que aprender a moverte por la ciudad, aprender a cómo encontrar trabajo, cómo hacer castings. Así que recibir un premio como este siempre te ayuda a seguir mirando hacia delante y seguir creyendo en ti misma. Es una forma de saber que vas por el buen camino.

J.B.: Porque tu comenzaste tu formación en la ESAD (Escuela Superior de Arte Dramático) de Valencia, ¿qué consejos les darías a los actores y las actrices que están empezando?

M.C.: Que trabajen mucho. Que se formen mucho. La ESAD tiene cosas buenas y malas, como todas las escuelas, supongo. La realidad es que yo aprendí un montón. Yo creo que lo verdaderamente importante no es el centro, lo que importa es la actitud que tienes a la hora de formarte. Puedes invertir 10000 euros y perder cuatro años en Coraza, o puedes ir a un sitio público y aprovecharlo. Lo que importa aquí es que seas constante y exigente contigo mismo.

También les diría que consuman mucho cine y mucho teatro. Yo recuerdo ir a muchos festivales con amigos y amigas durante mi formación, de ahí siempre sacas aprendizaje.

 J.B.: Protagonizas “Olvido” la próxima película de Inés París, un thriller policíaco en medio de la riada de 1957. ¿Cómo te llega el proyecto? ¿Qué puedes contarnos sobre tu personaje?

 M.C.: Pues el proyecto me llega a través de un casting. Solamente hice una prueba, en la que además coincidí con Morgan Blasco, el coprotagonista. Tuve buenas sensaciones casi desde que me llegó la separata. Y cuando entré al casting, sentía que la conexión con Morgan y con Inés era muy buena, muy real. Nos mirábamos y entendíamos todo. Salí de allí muy convencida de que me iba a llevar el papel.

Y de Olvido te puedo contar que es una periodista de los años 50, en pleno franquismo, que lucha contra todo lo que está a su alrededor para hacerse un hueco y contar la verdad. Una mujer que no deja de luchar por su profesión y por su familia. Que puede encontrar algo de ayuda, pero yo creo que si no la llegase a encontrar ella seguiría igual, luchando por descubrir qué ocurre.

Hubo mucho trabajo de documentación y vimos que, aunque eran pocas, había mujeres periodistas en su época que peleaban y trabajaban para ser leídas y respetadas. Y Olvido es una entre ellas.

J.B.: El premio se llama “Futur de cine”, ¿cómo ves tu futuro en el cine (y en la interpretación)? ¿Te ves dando el paso al otro lado y dirigir alguna otra obra o algún corto o largo?

M.C.: Pues me encantaría, pero tengo mucho que aprender todavía. Estoy aún en los inicios de mi carrera y se que me queda mucho camino por recorrer, pero es algo que me encantaría hacer. Creo que es importante también que esa figura de dirección haya estado delante de las cámaras. Es vital para la comunicación con el actor o la actriz. Pero sí, en definitiva es un paso que me gustaría dar en un futuro, creo que tengo cosas que contar, no solo como intérprete, también como directora o guionista.

 J.B.: Te quería preguntar algo que, por lo general, veo poco en las entrevistas. Como persona joven que eres, quería saber cómo llevas la gestión de las redes sociales. Hoy en día tenemos una herramienta que sirve para explotar nuestro trabajo pero también para generar mucha ansiedad, con esta necesidad constante de estar exponiendo qué haces, cuánto trabajas y lo muy feliz que eres.

M.C. :Pues lo llevo genial, pero porque tengo muy claros mis límites con esto. Tengo claro que es una herramienta para exponer mi trabajo. En algún momento quizá sí comparta cosas personales, pero es poco común. No por nada en particular. En general soy muy celosa de mi vida, y si tengo algo importante que decir pues las utilizaré como el altavoz que son; pero tengo muy claros los límites que me pongo a mi misma. El uso excesivo puede llegar a ser muy tóxico y, en lo personal, también las encuentro un poco pérdida de tiempo. Prefiero invertir mi tiempo libre en otras cosas a estar pegada a Instagram.

J.B.: ¿Cómo ves el futuro cultural de Valencia? En los últimos años han aparecido nuevos proyectos muy interesantes pero quizá ahora recibimos un frenazo.

 M.C.: Estoy muy orgullosa de lo que se está haciendo en Valencia. Han sido unos años de nuevos proyectos independientes, de grandes productoras, nacionales y extranjeras, que vienen a rodar aquí. Se han hecho las cosas muy bien en los últimos años, y ojalá que la cosa no cambie, que todo siga como se estaba haciendo hasta ahora porque sería muy beneficioso para la ciudad y para todo el talento que tenemos aquí. Ojalá se siga contando con actores y actrices nuevos valencianos, y para papeles protagonistas, no solo para secundarios, es importante nutrir a nuestra propia industria de nuevos rostros que le sigan dando energía a todo.

 J.B.: Un papel de la historia del cine (o del teatro) que te gustaría interpretar (Vivien Leigh (Blanche) en Un tranvia llamado deseo.).

M.C.: Pues esta es fácil. Para mi, desde que era pequeña, soñaba con hacer el papel de Holly en Desayuno con diamantes. Audrey Hepburn es maravillosa.

ENTREVISTA CON MARÍA CABALLERO, PREMIO UN FUTURO DE CINE DE CINEMA JOVE

38º CINEMA JOVE: DÍA 7

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *